2011-Abr-15

Enviado en Bestelakoak, Hemeroteka, Hirigintza, Zerbitzuak

Memoria de la policia local del año 2010 y delincuencia en Zabalgana

En el día de hoy un medio de comunicación ha divulgado datos de la Memoria de la policia municipal del año 2010, en la cual aporta los siguientes datos a nivel de ciudad:

  • Se registró una media diaria de 50 delitos y faltas durante el último año en la ciudad
  • El número de atestados en los que actuaron los municipales se incrementó de 745 en 2009 a 877 el año pasado, y los oficios también pasaron de 516 a 2.008.
  • La Policía autónoma registró 11.697 y la Local 6.590 (delitos y faltas)
  • Los delitos y las faltas contra el patrimonio suponen más del 85% del total de incidentes registrados en la memoria policial de Aguirrelanda (2.709 y 2.990 respectivamente).

DATOS SOBRE ZABALGANA

  • Zabalgana ya ha pasado de poco más de 100 casos en el 2009 a superar los 200 casos en 2010.
  • Los delitos y faltas se incrementaron en un 79% en Zabalgana el año pasado.
  • El incremento de robos con fuerza en Zabalgana en garajes, trasteros y camarotes ha supuesto en 2010 pasar de 66 a 126 casos
  • Las faltas se incrementaron en Zabalgana, de 34 a 80 el año pasado.
  • Los porcentajes de delitos por cada mil habitantes en este barrio no es de los más elevados de la ciudad.REACCIONES

    Lazcoz destaca que en el primer trimestre descendió un 60% el número de robos en camarotes y trasteros

Ante ello la Asociación de Vecinos/as Zabalgana batuz, en primer lugar, y alejándose de la demagogia con la que se tiende a tratar este tema, desea hacer un analisis en profundidad de los datos, de la evolución de éstos, y buscar las causas o raíz del problema y propuestas prácticas, para poder aportar un diagnóstico y posicionamiento en profundidad.

Como consecuencia de los datos conocidos, podemos sacar las siguientes conclusiones:

1.- Al ser un barrio nuevo, con un constante aumento de espacio, población residente y comercio, es objetivo que se produzca un aumento de delitos o faltas, a medida que crece el barrio, aumenta  el espacio construido y consolida un barrio.

2.- La delincuencia en la actualidad se utiliza con datos parciales, interesados y alejados muchas veces de la realidad, con el interés de generar sensación de inseguridad, peligrosidad, y guetización de zonas y colectivos como los inmigrantes cuando es falso. Bajo el paraguas de una necesaria seguridad, y protección, se acusa a colectivos o se busca denuncia de lo que nos pasa en nuestra casa. La compleja situación social actual, debe llevarnos a una nueva visión de la delincuencia.

Los comportamientos violentos, con violencia inusitada, siempre han provocado impactos en la sociedad. Tenemos la apreciación de que vivimos en el momento mas violento de la historia, cuando no es cierto. Los comportamientos violentos no están legitimados como lo estaban en la antigüedad. Si es cierto que, probablemente, nunca se ha podido consumir tanta violencia sin implicarnos en ella. Esto es lo realmente nuevo: Violencia real en directo a través de los medios de comunicación.
Ante el fenómeno delincuencial, la sociedad se siente en ocasiones inerme, impotente e indefensa. El incremento de la violencia grave se aprecia especialmente en las ciudades y en los países industrializados.

No podemos buscar a la delincuencia una única causa, ya que nos hallamos ante una realidad social muy compleja, cambiante como la propia sociedad y que no presenta visos de desaparecer ni siquiera de disminuir en los primeros años de este siglo.

Hay muchas causas, y están íntimamente relacionadas unas con otras y conllevan a la delincuencia. En general se agrupan en biológicas, psicológicas, sociales y familiares.

La desigualdad económica es causa de que el individuo desarrolle desesperanza. No se trata de la simple pobreza: la imposibilidad de progresar socialmente sí causa violencia: la frustración se suma a la evidencia de que no hay otra alternativa para cambiar el destino personal. Más importante como causa social es la llamada subcultura delincuente

3.- Un barrio en construcción, con el urbanismo actual y arquitectura de muchos edificios, genera espacios de riesgo para todas las personas que deben de ser analizados, especialmente aquellos puntos de peligro para agresiones hacia las mujeres, que las hace más vulnerables o genera sensación de inseguridad.

Los nuevos edificios en un barrio que va poco a poco ganando vida, también disponen de grandes garajes, camarotes en garajes y accesos vulnerables, con lo que se dan condiciones para la comisión de delitos contra los bienes de trasteros y vehículos concierta facilidad. Las medidas preventivas, de seguridad personal y colectiva dentro de los edificios deben de mejorarse, así como adoptarse medidas preventivas y de actuación ante los robos.

4.- Es destacable que los robos con fuerza en garajes, trasteros y camarotes (que siendo pocos han supuesto muchos daños y robos a muchas personas del barrio) son cometidos por grupos organizados, que además entrañan diversos daños y robos, por lo que generan cada vez múltiples denuncias particulares ( y en algunos casos de Comunidades afectadas por elementos comunes) Ante ello, junto a las medidas preventivas y de seguridad, debe de reconocerse que un barrio nuevo con comunidades con escasas relaciones de vecindad, no permite hacer barrio y sentirnos todos uno para vigilar al vigilante desconocido.

5.- Los datos proporcionales en relación a la población no son destacables, siendo un barrio con delincuencia como todos, sin que podamos hablar de mayor que en el resto de la ciudad, por lo que somos parte de una realidad sin el privilegio de ser un barrio con mayor delincuencia, en contra de algunos titulares.

Por ello, la Asociación Zabalgana batuz, desea conocer los datos, evoluciones y estudios al respecto, las causas y propuestas desde un análisis completo. Además reclama alejar este tema de cualquier tratamiento demágogico, político partidista o discriminatorio de colectivos. Junto a la idiosincracia de un barrio nuevo en construcción y dificultades de relaciones vecinales, apostamos por hacer barrio, evitar causas sociales y prevenir desde la responsabilidad social que todos/as y cada uno/a tenemos, para contribuir a un barrio y por ende, una sociedad más cohesionada socialmente y más sociable y segura.

Se ha cerrado los comentarios